La clase

La mayor parte de las películas que tienen la educación como tema o las aulas como escenario son un horror. En especial las de Hollywood, pero no son las únicas. Probablemente la peor de todas sea El Club de los Poetas Muertos, en reñida competición con Mentes peligrosas. La primera por mesiánica y la segunda por confundir labor educativa con disciplina cuartelera. A otras como El director o Curso de 1984 las dejo al margen porque son lo que pretenden ser: entretenimiento barato. Pero las que se toman en serio a sí mismas deberían al menos tener algo de verdad en ellas.

De las pocas que sirven para algo, destaco dos: la preciosa Hoy empieza todo y la más reciente La Clase (Entre les murs), del francés Laurent Cantet.

La clase se limita, y no es poco, a mostrar lo que ocurre en un aula cualquiera de un instituto de París en la actualidad. No es un documental, pero lo parece. Apenas reconoces una trama, pero está ahí abriéndose paso con toda naturalidad. No hay héroes, no hay villanos, no hay moralejas. Sólo una cámara y la aventura cotidiana de enseñar y de aprender.

La película fue Palma de Oro en Cannes el pasado año.

Si quieres descargártela, hay varias versiones en estos enlaces

¿Tienes alguna peli favorita sobre el tema? Compártela en los comentarios.